3. ¿Qué tienen en común una DOP y una IGP?

Una DOP y una IGP tienen en común dos características:
 - Que poseen un nombre geográfico (región, comarca o lugar) que se aplica al producto agrícola o alimenticio que procede de esa zona geográfica.
 - Que existe un vínculo o relación causa-efecto entre las características específicas del producto y el medio geográfico de la zona.